viernes, 27 de junio de 2014

EL CAMISERO MÁS CHIC


En su versión más extrema y oversize la prenda masculina por excelencia inunda las pasarelas más veraniegas  reinterpretando el vestido camisero de toda la vida. Personalmente y ya fuera de modas y tendencias temporales, las camisas de hombre son mi prenda preferida, al menos recurrente, porque siempre sientan bien con cualquier cosa. A cuadros, rayas, colores planos y en especial en blanco son fundamentales en todo guardarropa con estilo y pueden salvar cualquier look.
Hoy, en una modalidad extra-large de esta tendencia os mostramos un vestido-camisa-túnica en manga larga. En seda salvaje, la textura propia de este tejido le confiere un brillo tornasolado a su color coral. Recuerdo haberlo encontrado en Bangkok.
Extra large pero también extra cómodo y fresco, por eso lo combinamos con unas sandalias inspiradas en la clásica firma alemana Birkenstock tan actual este verano. En verde lima, textura de serpiente, clavijas y un ligero tacón, este funcional calzado se sofistica, costumiza y adquiere un aire macarra-kistch solo apto para fashionistas.



Christian Dior, verano 2014:
 Felipe Oliveira Baptista, verano 2014:
 Paul Smith, verano 2014:

Fuente: VOGUE


2 comentarios:

  1. Sin duda alguna, una camisa blanca de corte masculino es mi prenda favorita, y con el cuello bien armadito.

    ResponderEliminar
  2. Efectivamente, Virginia, la mía también. Para todas las edades y todas las mujeres, siempre favorece y es suficiente para cargarte de estilo. Un abrazo.

    ResponderEliminar